LOS ÁNGELES - El Departamento de Transporte de California (Caltrans) está tomando medidas preventivas para minimizar el impacto potencial de las tormentas que azotan la región del sur de California esta semana.

 

Caltrans está llevando a cabo una serie de tareas de mantenimiento para minimizar el potencial de inundaciones, flujos de lodo y escombros, particularmente a lo largo de las rutas estatales 33 y 150 en el área de quema del incendio Thomas, y la Interestatal 210 en el área de quema del incendio La Tuna.

 

Estas tareas incluyen lo siguiente:

  • Comprobación y limpieza de alcantarillas, cuencas de detención, desagües y sumideros.
  • Garantizar que las casas de bombeo estén operativas y en funcionamiento, preparar bombas de agua y sacos de arena que puedan utilizarse cuando sea necesario, instalar señales de "inundado" montadas en barricadas que puedan colocarse en las zonas afectadas.
  • Abastecerse de asfalto de mezcla en frío y materiales de base para reparar los lavados.
  • Utilizar mantas de paja, láminas de plástico, mantillo y otros métodos para estabilizar los taludes y controlar la erosión, colocando sacos de arena y barreras temporales de hormigón (comúnmente conocidas como "rieles K") a lo largo de los taludes quemados para ayudar a evitar que la tierra suelta y las rocas caigan sobre las carreteras.

En caso de desprendimientos, inundaciones o condiciones similares, los conductores deben tratar de utilizar rutas alternativas y seguir las instrucciones de los funcionarios locales de emergencia.

Durante las inclemencias del tiempo, los conductores deben planificar con antelación, prever tiempo adicional para viajar y tener cuidado con las carreteras, que estarán resbaladizas y requerirán mayores distancias de frenado.

Asegúrese de seguirnos en Twitter @CaltransDist7 para cualquier actualización sobre los cierres de autopistas o carreteras, así como el QuickMap de Caltrans en quickmap.dot.ca.gov, o la aplicación gratuita disponible en Google Play o la App Store.